Editorial

Criminales del fuego | Editorial

Cantabria se ha visto asolada por una concatenación de terribles incendios y, al parecer, todos han sido provocados. Es difícil volver a describir el horror vivido por Cantabria durante tantos días, pero sí sabemos que los ejecutores de estos incendios son criminales del fuego, y la Justicia debe actuar contra ellos con toda su firmeza.

Aunque el problema de fondo es más complejo porque influye la precaria situación económica del sector primario, las consecuencias podrían haber sido todavía más terribles, más allá de los daños ambientales o los daños económicos: ninguna subvención de la PAC (Política Agrícola Común) vale lo que vale una vida humana, y durante estos días se han puesto en riesgo muchas vidas humanas.

No podemos olvidar que, en Asturias, los incendios se cobraron la vida de un piloto de helicóptero. Aquí en Cantabria “hemos tenido suerte”, nos confesaba un bombero, pero han estado en peligro tanto las vidas de los vecinos a cuyas casas se ha acercado el fuego, como los efectivos de extinción de incendios que se han dejado la piel por nuestra seguridad.

Exigimos que caiga todo el peso de la Ley sobre los criminales del fuego que han organizado estos incendios.

You may also like

Comments are closed.

More in:Editorial