Las obras de la calle Manuel Ruiz de Quevedo comenzarán en las próximas semanas

-Han sido adjudicadas a Teginser por 1.015.000 euros y tendrán un plazo de ejecución de 8 meses

-El proyecto contempla la creación de aceras, acondicionamiento del vial y mejora de conexiones con las calles situadas a ambos extremos

-Este vial, en Nueva Montaña, se encuentra en la actualidad urbanizado únicamente en una parte del trazado, mientras que el resto es un camino de tierra sin aceras, alumbrado, drenaje ni firme

Las obras de urbanización de la calle Manuel Ruiz de Quevedo, en Nueva Montaña, comenzarán en las próximas semanas, según ha informado el concejal de Infraestructuras, Urbanismo y Vivienda, César Díaz, quien ha explicado que la Junta de Gobierno Local ha aprobado esta semana adjudicar los trabajos a la empresa Teginser por importe de 1.015.270 euros.

La actuación, que tiene un plazo de ejecución de ocho meses, permitirá completar el trazado de este vial y conectar con la calle San Martín del Pino.

Según ha recordado el responsable municipal, esta calle se encuentra urbanizada únicamente en una parte del trazado, de unos 180 metros de longitud, mientras que el resto del vial (unos 200 metros) es un camino de tierra, que no cuenta con aceras, alumbrado, drenaje ni firme.

El proyecto conlleva urbanizar esta zona, dotándola de aceras, habilitando el vial correspondiente y mejorando las conexiones con las calles situadas a ambos extremos.

Además, se generarán más de 150 plazas de aparcamiento y se incorporará nuevo alumbrado, arbolado y mobiliario urbano.

La actuación contempla también la construcción de una nueva rotonda en la intersección entre Manuel Ruiz de Quevedo y San Martín del Pino, y obras para completar las redes de abastecimiento y saneamiento.

Con todo ello, se conseguirá completar la trama urbana en este entorno y mejorar la movilidad y la seguridad vial.

Detalles del proyecto

El objetivo es continuar la urbanización existente, dotándola de las infraestructuras correspondientes (saneamiento, abastecimiento, drenaje, alumbrado, mobiliario urbano, jardinería, etcétera), y completando las existentes.

La zona de actuación comprende la urbanización total de la calle Manuel Ruiz de Quevedo (incluida la parte ya existente), desde la rotonda de la calle Ángel Medina hasta la calle San Martín del Pino, donde se construirá una nueva rotonda.

La sección tipo de la calle quedará formada por dos carriles de 3,20 metros de anchura y aparcamientos en batería a ambos lados, salvo en la zona de nueva urbanización, en la que solo habrá aparcamiento en batería a uno de los lados.

Se conectará esta calle con la calle Alcalde Macario Rivero y será necesaria la construcción de un muro de escollera en las proximidades de la conexión con la calle San Martín del Pino.

Se habilitarán 145 plazas de aparcamiento en la calle Manuel Ruiz de Quevedo, de las cuales, 7 estarán reservadas para personas con movilidad reducida, y otras 17 plazas más en el tramo afectado por el proyecto de la calle San Martín del Pino.

Las aceras, que dispondrán de una anchura en todo su trazado igual o mayor de 1,80 metros, en cumplimiento de la normativa de accesibilidad, se pavimentarán con baldosas hidráulicas de dos colores y contarán con baldosas táctiles y de botones para personas con discapacidad visual.

Además, se colocarán barandillas para delimitar el espacio entre las aceras y las fincas colindantes, así como en el perímetro del campo de fútbol situado en esa calle, donde se sustituirá el cierre actual.

Habrá zonas ajardinadas en todo el trazado, en las que se plantarán robles y arbustos y que estarán dotadas de riego automático por goteo conectado con la red de abastecimiento.

También se colocarán bancos y papeleras a lo largo de la calle y se instalarán 7 nuevas farolas de 12 metros de altura a lo largo de la nueva zona urbanizada y una farola de 3 luminarias en la nueva rotonda.

En cuanto a la red de abastecimiento, se conectará la tubería de fundición soterrada en la zona urbanizada en la actualidad, de diámetro 150, con el final de la calle, renovando las acometidas existentes. Está previsto instalar también cuatro hidrantes.

Para la red de saneamiento y drenaje se proyecta cambiar las tuberías de la red general actuales de hormigón por otras de mayor diámetro de PVC y se construirá un nuevo tramo de alcantarillado para completar la red de drenaje con tuberías de PVC y nuevos pozos de registro.