Marruecos asalta el campamento de El Aaiún

El gobierno de Marruecos, a través de unidades policiales y militares, ha entrado en el campamento saharaui de protesta situado cerca de El Aaiún, y ha comenzado su total desmantelamiento ‘por la fuerza’, según afirman testigos presenciales. En este campamento había más de 20.000 personas en tiendas, cuyo desalojo ha sido pedido por megafonía por parte de las fuerzas de seguridad marroquíes. Tras la negativa de muchas personas a abandonar el lugar, las unidades militares y policiales de Marruecos han usado gases lacrimógenos, porras y cañones de agua para desalojar el campamento.

Pese a la confusión de los primeros momentos de esta intervención, fuentes saharauis han asegurado que se han producido numerosos heridos ‘e incluso muertos’, afirman. Tras un fin de semana de tensión y enfrentamientos, Marruecos ha intervenido militarmente para desmantelar el campamento, en coincidencia con el mismo día en que Marruecos y el Frente Polisario celebran en EE UU una reunión informal sobre el Sáhara Occidental, bajo el auspicio de la ONU.