[OPINIÓN] Soy un radical, por Raúl Liaño Garallar

[OPINIÓN] Soy un radical, por Raúl Liaño Garallar

Sí, lo reconozco: soy un radical. Y además de izquierdas, y comunista. Y por eso, entre otras muchas razones, voy a votar a Unidad Popular-Izquierda Unida. Porque son los radicales.

Somos radicales porque queremos afrontar los problemas que tiene este país desde la raíz. Por eso proponemos un proceso rupturista que empiece por la elaboración de una nueva Constitución para un nuevo tiempo. No nos sirven los cambios cosméticos, que plantean el resto de formaciones, para que todo siga igual.

Somos radicales porque queremos poder elegir al Jefe de Estado, en vez de que sea un cargo hereditario.

Somos radicales porque creemos firmemente en la necesidad de construir una Unión Europea diferente a la que tenemos que es injusta y mercantilista, donde priman los intereses económicos por encima de las personas.

Somos radicales porque llevamos el Feminismo en nuestro Programa, como una necesidad para cambiar el modelo machista y patriarcal heredado del franquismo.

Somos radicales porque entendemos la protección del medioambiente como una necesidad imperiosa para asegurar el futuro de las próximas generaciones en un planeta que no lo aguanta todo y donde los recursos son limitados.

Somos radicales porque defendemos con absoluto convencimiento que la sanidad, la educación, las pensiones, la atención a la dependencia, la vivienda, el trabajo, el pan, la energía eléctrica son derechos Humanos básicos de los que nadie puede ser privado. Y no es una utopía sino que se puede conseguir a través de una fiscalidad progresiva justa, la lucha decidida y firme contra el fraude fiscal, la nacionalización de sectores estratégicos como la energía y la banca y la instauración de una Ley de Trabajo Garantizado.

Somos radicales porque queremos acabar de raíz con los privilegios de la Iglesia y conseguir una separación total Iglesia-Estado.

Somos radicales porque creemos firmemente en la Paz y estamos en contra de la OTAN como organización al servicio de los intereses geopolíticos y económicos de Estados Unidos. Defendemos los derechos del pueblo palestino y del pueblo saharaui, violados sistemáticamente por Israel y Marruecos respectivamente con la complicidad y pasividad de los organismos internacionales.

Somos radicales porque defendemos los derechos de los animales contra el maltrato y la tortura.

Somos radicales porque creemos que el voto útil es aquel que beneficia a las clases populares y a los trabajadores en general.

El verdadero voto útil, el voto hermoso, el voto determinante, es el que se hace de acuerdo a los principios y los valores” Alberto Garzón Espinosa en La Latina (Madrid).

Porque fueron, somos.

Porque somos, serán

Raúl Liaño Garallar

David Laguillo

Cantabria Diario

Compartir
Publicado por
David Laguillo