El PP y los niños con cáncer

 

  • [VÍDEO] Concejales del PP de Toledo abandonan el pleno cuando interviene una madre de un niño con cáncer
  • Abandonar el pleno es un gesto de nula humanidad y los concejales del PP deben ser cesados inmediatamente por su partido

 

{youtube}WYfG5oQgRHE{/youtube}”Lo entendemos”, contesta una de las concejales del PP de Toledo mientras abandona el pleno cuando intervenía una madre de niño con cáncer. “¿Por qué no os quedáis, si lo entendéis?”, contestó -con lágrimas en los ojos- el padre de un niño enfermo. Segundos antes, otro de los concejales “populares” se había encarado con un vecino al abandonar el pleno, a quien acusa de “insultar”.

Vista la escena, cabe la conclusión -valorando incluso que se hubieran producido algunos insultos por parte del público- de que el hecho de abandonar el pleno cuando se produce esa intervención es un gesto de nula humanidad por parte de los concejales del PP.

Abandonar ese pleno es algo tan execrable que cabría solicitar al partido que sustenta a esos concejales -menos una concejala popular, que al parecer no abandonó el pleno- que fulminase directamente a esas personas y vetase su participación en cualquier cargo público, porque evidentemente esas personas no están capacitadas para tener cargos de representatividad popular.

Un cargo público lleva implícito el hecho de aguantar. De aguantar mucho. De aguantar estoicamente. De aguantar protestas de todo tipo. Y, por encima de todo, un cargo público debe ser ocupado por personas con altas dosis de humanidad, empatía y misericordia. Todos esos valores están ausentes en los concejales del PP que abandonaron ese pleno. Deben, por lo tanto, ser relevados de cualquier cargo público.