• 8 de diciembre de 2022

Cáritas Diocesana de Santander se suma a la jornada mundial por el trabajo decente

 Cáritas Diocesana de Santander se suma a la jornada mundial por el trabajo decente

Con la campaña ‘Sin compromiso no hay trabajo decente’ puesta en marcha por Iglesia por un Trabajo Decente (ITD) se quiere denunciar el alto desempleo estructural

En el mes de abril Cáritas Diocesana de Santander abrió una nueva oficina para desarrollar su programa de empleo y atender a personas en situación de riesgo o exclusión social con graves dificultades para acceder a un puesto de trabajo.

Santander, 5 de octubre de 2022.- Con la apertura este año de las nuevas instalaciones para desarrollar su programa de empleo, Cáritas Diocesana de Santander da un paso adelante para apoyar a las personas vulnerables en su proceso de inserción laboral. ‘Sin compromiso no hay trabajo decente’ es el manifiesto con el que Iglesia por un Trabajo Decente (ITD) quiere denunciar este año el alto desempleo estructural, recordando que “todavía hay millones de personas trabajadoras que siguen sin poder acceder a un empleo de calidad”. Adriana Irigaray, técnico del Servicio de Empleo de Cáritas Diocesana de Santander explica que “hasta nuestras oficinas llegan personas, sobre todo migrantes, que se encuentran metidas en un círculo del que es muy difícil salir. No pueden homologar sus estudios aquí, no tienen permiso de trabajo y se ven obligados, muchas veces a aceptar condiciones laborales totalmente precarias porque necesitan conseguir ingresos”.

Explican desde Cáritas que la actual situación inflacionista, provocada inicialmente por el aumento desmesurado de los beneficios de las empresas de energía, tiene como consecuencia directa el crecimiento del coste de la cesta de la compra y de la vida de las familias trabajadoras. Este contexto, afirman, es también una amenaza para el empleo que sigue tensionado por el impacto de la pandemia.

Adriana Irigaray, conoce las dificultades que encuentran las personas que llegan hasta Cáritas en busca de ayuda para encontrar un trabajo. “Recibimos, sobre todo a mujeres inmigrantes que buscan empleo en el servicio doméstico, la gran mayoría como internas. Mujeres que tienen cargas familiares, para las que, quedarse sin empleo, suponía hasta ahora, quedarse sin ingresos de ningún tipo, por lo que no tenían otra alternativa que no fuera aceptar lo que surgía. Personas vulnerables condenadas a no salir de la rueda de precariedad”. Irigaray destaca la importancia de la formación para mejorar las condiciones de empleabilidad de los más vulnerables, pero insiste en la necesidad de “seguir vigilando y regulando las condiciones laborales para que sean decentes”, según figura en el manifestó hecho público por ITD con motivo de la Jornada Mundial por el Trabajo Decente.

Otro dato preocupante y sobre el que Cáritas quiere insistir en esta jornada por el Trabajo Decente es el elevado índice de siniestralidad laboral. Según las últimas estadísticas del Instituto Cántabro para la Salud y el Trabajo, (ICASST), entre los meses de enero y agosto de este año se habían registrado en Cantabria casi 7.200 accidentes laborales, lo que pone de manifiesto “la necesidad de seguir vigilando y regulando las condiciones laborales para que sean decentes”. ITD reclama que se incorporen a la agenda política las causas que provocan la “tragedia tan extendida de la siniestralidad laboral ya que “dos personas trabajadoras mueren cada día en nuestro país, como resultado de no garantizar la seguridad y salud en el trabajo”

SERVICIO DE EMPLEO DE CÁRITAS DIOCESANA DE SANTANDER

En el mes de abril abrió sus puertas en la calle Rualasal, 5 el nuevo espacio habilitado por Cáritas Diocesana de Santander para el desarrollo del programa de empleo, atendido por dos orientadores, además de tres técnicos en formación, intermediación y prospección de empresas. El objetivo es mejorar la empleabilidad de los participantes y ofrecerles una oportunidad de inserción laboral, comenzando por trabajar la motivación, descubrir las habilidades sociales, reforzar la autoestima y reunirse en grupo para fomentar la actitud colaborativa. A lo largo de este año confían en lograr la formación e inserción laboral de 105 personas.

En cuanto al perfil de los usuarios, está integrado por personas en situación de riesgo o exclusión social con graves dificultades para acceder a un puesto de trabajo. En su mayor parte se trata de mujeres mayores de 45 años y procedentes de otros países, que buscan empleo en el servicio doméstico. Desde Cáritas confían en que la puesta en marcha de este espacio físico dotado de personal especializado ayude a abrir ese perfil y nuevos usuarios puedan formarse y acceder a otros sectores más profesionalizados dentro del mercado laboral.

Es posible solicitar cita en este servicio llamando al teléfono de Cáritas Diocesana de Santander: 942 22 78 09

IGLESIA POR EL TRABAJO DECENTE

La iniciativa Iglesia por el trabajo Decente (ITD) comenzó su andadura en 2014 y está formado por organizaciones de inspiración católica y congregaciones religiosas, entre las que se encuentran Cáritas, la Conferencia Española de Religiosos (CONFER), la Hermandad Obrera de Acción Católica (HOAC), Justicia y Paz, la Juventud Estudiante Católica (JEC) y la Juventud Obrera Cristiana (JOC). Su objetivo es sensibilizar, visibilizar y denunciar una cuestión esencial para la vida de millones de personas: el trabajo humano y reivindicar el trabajo decente «hacia el interior de estas organizaciones, hacia la Iglesia en general y hacia la sociedad».

Compartir:

David Laguillo

https://www.cantabriadiario.com

David Laguillo (Torrelavega, 1975) es un periodista, escritor y fotógrafo español. Desde hace años ha publicado en medios de comunicación de ámbito nacional y local, tanto en publicaciones generalistas como especializadas. Como fotógrafo también ha ilustrado libros y artículos periodísticos. Más información en https://www.davidlaguillo.com/biografia