Corchero Alvarado ha pagado ya a varios trabajadores y al restaurante donde realizaron una cena de empresa

El empresario Miguel Antonio Corchero Alvarado, promotor del “call center” de Torrelavega para el que había contratado a 57 trabajadores, aseguró el pasado viernes que pagaría “hasta el último céntimo” a los trabajadores ante el “escándalo público” generado en relación a la apertura de este centro de llamadas telefónicas.

En este sentido, según ha podido saber este digital, Corchero Alvarado ha pagado ya a varios de los trabajadores afectados, así como también al restaurante donde realizaron una cena de empresa. Se espera que todos los trabajadores afectados reciban, en las próximas horas, sus cobros pendientes por parte de este empresario.