El PSOE exige responsabilidades al gobierno por la sentencia que obliga a indemnizar a los trabajadores despedidos del CJC

Fernández Mañanes (PSOE)El diputado socialista, Francisco Javier Fernández Mañanes, exigió al Gobierno de Diego que “asuma sus responsabilidades por su injustificable modo de actuar” con los ocho trabajadores del Consejo de la Juventud de Cantabria (CJC) despedidos de forma improcedente, no sólo por el coste a las arcas públicas de esta “torpeza”, ni por el “empecinamiento puramente ideológico” del Gobierno “de acabar con la participación de nuestra juventud”, si no porque “un buen gobierno debe hacer frente a sus responsabilidades”.

El socialista afirmó “estar a la espera de una explicación al más alto nivel” y criticó que se “siga sosteniendo” la figura de la Dirección General de la Juventud que “casi no hace nada y lo poco que hace, lo hace rematadamente mal”. También reclamó la responsabilidad de la consejera de Presidencia por este “revés judicial, por haber pisoteado los derechos de estos trabajadores y haber dejado sin representación a los jóvenes de esta región”.

Fernández Mañanes, recordó que hace un año el Gobierno de Diego tomó la decisión “radical” de eliminar el CJC y con ello, al órgano interlocutor entre los jóvenes y el Gobierno. Los ocho trabajadores fijos reclamaron lo que consideraron un despido improcedente, lo que ha sido ratificado por el Tribunal Superior de Justicia de Cantabria, y que supone que el Gobierno de Cantabria les tendrá que abonar una indemnización de 256.931€.

Tal y como explicó, la sentencia determina que los despidos son improcedentes porque el TSJC entendió que hubo una sucesión de empresa, ya que al tiempo de que el Gobierno suprimió el CJC creó la Comisión de Participación de Jóvenes que es donde deberían haber seguido prestando sus servicios los trabajadores del Consejo.

Para el parlamentario, “quien va a sufrir las torpezas” de esa decisión van a ser primero los trabajadores despedidos que “han visto conculcado su derecho al trabajo y cómo ahora los tribunales les dan la razón porque el Gobierno no respetó sus derechos”, los jóvenes de Cantabria que están pagando la “pésima” política de juventud del Gobierno y el conjunto de los ciudadanos que “tenemos que hacer frente a las justas indemnizaciones que la justicia le impone al Gobierno por haber hecho mal esos despidos”. Una cantidad, “muy importante”, ya que como señalo, “supera con creces el presupuesto de 175.00€ que el CJC tenía previsto para el año 2012”.

Finalmente, calificó de “cruel sarcasmo” la afirmación del presidente Diego que en el último debate del Estado de la Región afirmó que el suyo era un gobierno para jóvenes. Fernández Mañanes quiso desmentir “esta rotunda falsedad” señalando que el Gobierno de Diego “tiene el dudoso honor” de tener más de un 50% de los jóvenes en situación de desempleo, ha eliminado la renta básica de emancipación, ha encarecido la cultura y los espectáculos a los que asisten los jóvenes, y también “pasará a la historia” por haber puesto más dificultades a la educación.