¿Lee Touriño Cantabria Diario.com?

En nuestra última tribuna queríamos hacer una reflexión aprovechando el cese más o menos voluntario del Ministro de Justicia Bermejo sobre la dificultad de los políticos españoles a la hora de dimitir de sus funciones debido a sus acciones u omisiones en el ejercicio de tales funciones.

 

Y al día siguiente de que Galicia vote para elegir Parlamento, el socialista (otro socialista) Pérez Touriño renuncia tras siete años en el cargo, animado por la Ejecutiva Federal, en lo que quiere ser una clara asunción personal de responsabilidad por la victoria del PP con mayoría absoluta. El caso es que Touriño debe estar a estas horas bastante arrepentido de haber convocado las elecciones cuando se lo pidió Zapatero en otoño pasado cuando la reedición del bipartito PSG – BNG parecía cosa hecha tras unas elecciones en aquel momento.

 

Sin embargo, no parece que la pérdida de un diputado sea la principal causa de esta dimisión. Parece evidente que durante su gobierno, Touriño se ha alejado de la calle y ha dejado hacer demasiado a los nacionalistas, cosas que los gallegos han tenido ayer en cuenta. Además el PP tenía un buen candidato y el también gallego Rajoy se ha implicado en la campaña de forma personal tanto en el puerta a puerta por las aldeas como en el propio vídeo electoral del candidato Feijóo. Por su parte el PSOE mandó a su tierra a Pepe Blanco y parece ser que esta misión pueda tener incluso carácter permanente al frente de los socialistas gallegos. Ellos sabrán.

 

Muchos analistas, siguiendo al pie de la letra la pauta marcada ayer noche por  el muy sonriente Vicesecretario de Comunicación del PP, Esteban González Pons, quieren otorgar a estas elecciones gallegas un alcance estatal mayor de lo que en realidad tiene, desde un punto de vista objetivo. Se trata ni más ni menos (nada más y nada menos) que de sana y necesaria en muchos casos alternancia política en democracia. El PSG y el BNG pierden cada uno un diputado que pasan al PP y que le dan la mayoría absoluta y retrotraen a los gallegos a la situación de hace cuatro años. Quizá el bipartito pensó que el apoyo recibido en las últimas Elecciones Autonómicas era mayor del que realmente tuvo en una ajustadísima mayoría y no supieron ponderar acertadamente la situación… Es lógico que Rajoy esté satisfecho por el resultado en Galicia especialmente en clave interna: algunos de sus más acérrimos opositores dentro del PP se están subiendo al carro “marianista” tras la noche electoral, las declaraciones de Esperanza Aguirre son claro reflejo de ello. Pero supongo que Zapatero puede también vender felicidad por el gran ascenso del PSE en el País Vasco, aunque de esto hablaremos mañana.

 

Donde realmente se van a medir las fuerzas de los grandes partidos nacionales es en las próximas y cercanas Elecciones Europeas con López Aguilar y Mayor Oreja en liza frente a frente. En este sentido, Juan Costa ya ha advertido de que en caso de una victoria del PP en esta partida, pedirá a Rodríguez Zapatero la convocatoria inmediata de Elecciones Generales, aunque Costa sabe que contra el vicio de pedir está la virtud de no dar. Van a ser muy interesantes estas europeas…

David Laguillo

https://www.cantabriadiario.com

David Laguillo (Torrelavega, 1975) es un periodista, escritor y fotógrafo español. Desde hace años ha publicado en medios de comunicación de ámbito nacional y local, tanto en publicaciones generalistas como especializadas. Como fotógrafo también ha ilustrado libros y artículos periodísticos. Más información en https://www.davidlaguillo.com/biografia