La Policía Local de Astillero divide sus servicios en cuatro sedes independientes y estancas para prevenir los contagios

-Además, se ha reestructurado el cuadrante para que pueda soportar las posibles incidencias del coronavirus

La Policía Local de Astillero ha dividido sus servicios en cuatro sedes independientes y estancas para prevenir los contagios. Los locales elegidos son la Jefatura actual de policía, el local anexo a la jefatura de policía, la oficina del punto de información juvenil en La Fondona y una de las salas del Centro Cívico Leonardo Torres Quevedo. Además, se ha reestructurado el cuadrante para que pueda soportar las posibles incidencias del coronavirus.

Así lo ha explicado el concejal de Policía, Vicente Palazuelos, quien ha querido agradecer a los agentes de la policía local su predisposición y su implicación en la gestión de esta pandemia, “el concepto de servicio público a los vecinos del municipio que tiene la policía local de Astillero es envidiable”, ha asegurado el edil.

Se han creado parejas de agente estancos, de tal forma que no haya contacto entre ellos, exceptuando las intervenciones de seguridad ciudadana a las que tengan que acudir varias parejas. “Así, si un agente tiene síntomas y hay que aislarle solo quedan en cuarentena dos efectivos”, ha explicado Palazuelos. Además, se van a instalar purificadores de ozono en las cuatro sedes para que el ambiente esté siempre desinfectado.

Otra de las medidas adoptadas es que cada sede cuente con un coche patrulla para que evitar también posibles contagios entre sedes. Se ha creado un protocolo de limpieza/desinfección para los coches y se ha llegado a un acuerdo con la Gasolinera G2 para poder hacer una limpieza de los coches patrulla de forma gratuita y la empresa local ‘Ancar’ los desinfectará con máquinas de ozono también de manera gratuita.

Palazuelos ha comentado que t odas estas medidas han sido prácticamente autogestionadas por el propio cuerpo de policía desde la declaración de la pandemia, “debo decir más, la policía local ya estaba gestionando compras de epis (equipos de protección individual) meses antes de que esto llegase a nuestra vidas de la forma que ha llegado”, informa el Ayuntamiento en un comunicado.