Representantes de 4 países visitan Santander para conocer su trabajo en innovación

Representantes de 4 países visitan Santander para conocer su trabajo en innovaciónRepresentantes de los 4 países que participan en el proyecto europeo ALMANAC (Reliable Smart Internet Of Things For Smart Cities) han visitado Santander, a sugerencia de la Comisión Europea, para conocer el trabajo que está realizando la ciudad en el ámbito de la innovación y para estudiar posibles vías de colaboración conjunta.
El alcalde, Iñigo de la Serna; y el responsable del departamento de Ingeniería Telemática de la Universidad de Cantabria, Luis Muñoz; han mantenido esta mañana una reunión, en el Palacio de La Magdalena, con los socios de este proyecto, entre los que se encuentra la ciudad italiana de Turín, junto a los centros de investigación Fraunhofer (Alemania); ISMB (Italia), y Alexandra Institute (Dinamarca) y las empresas Telecom Italia, In-JeT ApS (Dinamarca) y CNet Svenska AB (Suecia).
Todos ellos están involucrados en el proyecto ALMANAC, destinado a la investigación y el desarrollo de un middleware que permita la interoperabilidad de servicios y tecnologías heterogéneas.
De la Serna les trasladó algunos de los avances experimentados por Santander como smart city, en concreto, el trabajo para la creación de una plataforma tecnológica única, a la que se sumarán todos los servicios de la ciudad, que hará posible una gestión integral y coordinada de los mismos.
En este sentido, explicó que el medio ambiente es una de las principales líneas de trabajo que está siguiendo el proyecto SmartSantander, tanto en el despliegue de sensores como en la incorporación de servicios a la plataforma tecnológica que hará posible la gestión integral de la ciudad.
“Tenemos repartidos por la ciudad miles de sensores que miden parámetros medioambientales, como los niveles de CO y NO2 o de ruido; otros que registran la intensidad lumínica y también hay dispositivos, colocados en diferentes parques, que permiten conocer el grado de humedad de la tierra, de manera que el riego se realice en función de la necesidad de hacerlo, y no basándose en unos horarios o fechas establecidas previamente, consiguiendo así una mayor eficiencia”, relató el regidor.
En la misma línea, se refirió a los dispositivos que detectan si una plaza de aparcamiento en superficie está libre o no, y a los paneles que indican cuántas plazas hay en una determinada calle que, según dijo, también contribuyen a la mejora de la calidad del aire en la ciudad, al evitar desplazamientos innecesarios, con lo que ello conlleva de ahorro de combustible y de emisiones a la atmósfera.
De la Serna indicó que el servicio de limpieza y de recogida de residuos urbanos va a incorporarse a la plataforma de gestión integral de la ciudad, con una red de sensores que aportarán información inédita y de gran utilidad como, por ejemplo, la cantidad de residuos que hay en cada contenedor, de forma que se puedan establecer rutas alternativas haciendo la recogida más eficiente y sostenible.
Asimismo, explicó a los representantes del Proyecto europeo ALMANAC que, además, habrá sistemas de identificación y gestión de las papeleras y contenedores, se monitorizará la flota de vehículos y se incluirán parámetros medioambientales en todo el servicio para conocer la calidad del aire, la temperatura, humedad, detección de contaminantes y de partículas en suspensión, entre otros aspectos.
“El Ayuntamiento de Santander, en colaboración con la Universidad de Cantabria y el grupo FCC, al que pertenece Aqualia, concesionaria del servicio de Agua en la ciudad, ha puesto en marcha un proyecto de gestión inteligente del agua”, destacó De la Serna.
El alcalde apuntó a los representantes europeos que, para ello, se está integrando la gestión del suministro de agua en la plataforma tecnológica que se está desarrollando en la ciudad y desarrollando una aplicación que dará a los ciudadanos la oportunidad de acceder a los datos relativos al consumo, la presión o la calidad del agua a través de sus teléfonos móviles inteligentes.
El regidor municipal incidió en que Santander tiene en marcha un proyecto de eficiencia energética que permitirá ahorrar el 25% del consumo de energía en edificios y el 40% en el alumbrado público, para lo que se realizarán auditorías energéticas en edificios e instalaciones municipales y alumbrado exterior, así como un plan energético de la ciudad.