Cantabria

Diego asegura que Cantabria puede esperar “una economía en crecimiento y creando empleo”

  • En su intervención del Día de Cantabria, Ignacio Diego se ha mostrado convencido de que la Comunidad emergerá “como una de las regiones más pujantes y más ejemplares de nuestro país”

El presidente de Cantabria, Ignacio Diego, ha afirmado hoy que en la “nueva Cantabria” que está surgiendo tras la crisis cabe esperar “una economía en crecimiento y creando empleo de modo cada vez más rápido y efectivo” y una administración “equilibrada” que mantener los servicios públicos esenciales “entre los mejores de España”, informa el gobierno cántabro en un comunicado.

 

En este sentido, ha mostrado “firmemente convencido” de que la Comunidad “sabrá emerger de proceso de recuperación como una de las regiones más pujantes y más ejemplares de nuestro país”.

 

Para el presidente, la Comunidad está llamada a desempeñar un papel “de gran calidad, solidario y modernizador” y será un “ejemplo de trasformación y de verdadera sociedad de bienestar”.

 

Ignacio Diego ha asegurado que, la Comunidad ya “está recorriendo” ese camino en el que “va a permanecer” y ha expresado su convencimiento de que si “estamos atentos y conservamos en nuestra memoria las lecciones de esta crisis podremos garantizar un provenir razonable”.

 

El presidente regional ha señalado que el reto ahora es “que la recuperación sea completa y llegue a todos cuanto antes” y ha asegurado que “Cantabria tiene motivos bastantes para ser optimista” y crear que eso será posible “mucho antes de lo que todos imaginamos”.

 

El presidente de Cantabria, Ignacio Diego, ha realizado estas afirmaciones durante su intervención en el acto central de conmemoración del Día de Cantabria, celebrado en el Parque Municipal Conde san Diego de Cabezón de la Sal.

 

El presidente Diego ha recordado las perspectivas que tenía Cantabria en su primera alocución como presidente de Ejecutivo regional, en 2011, y ha realizado una comparación con las de este 2014, así como las “lecciones” que se pueden extraer de este periodo para “abordar los retos inmediatos”.

 

Para Diego, la Comunidad ha reaccionado “con un ejemplo extraordinario de solidaridad” a una de las crisis económicas “más graves que ha vivido España y, con ella Cantabria, desde la posguerra del siglo XX” y, pese a “todas las dificultades hacendísticas” se ha mantenido “el principio de solidaridad en sus pilares fundamentales”, las pensiones, la sanidad, la educación y la asistencia social.

 

En este contexto de “ineludibles ajustes” en “todo lo que no formaba parte de este contrato social”, la “solidaridad oficial” se ha visto “complementada generosamente por multitud de entidades y colectivos no gubernamentales” a los que Ignacio Diego ha querido rendir un “justo homenaje”.

 

En su intervención, el presidente ha querido recordar que las reformas consiguieron resolver, entre otros, el problema del sector financiero y, en consecuencia, afirma el presidente, “desde hace un año, la economía crece a un ritmo cada vez más fuerte, y el empleo también lo hace” en la que ha calificado como “primera etapa” de una “importante recuperación económica que se acelera por momentos”.

 

Con 3.000 parados menos y 3.000 cotizantes más a la Seguridad Social respecto del Día de Cantabria del año pasado, el “drama del paro” es, para el presidente Diego, aún un “problema social todavía prioritario, pero ya en proceso de curación” y ha afirmado que “estamos cada vez mejor”.

 

Salud actual” de la región

 

Para el presidente regional, la “salud actual” de Cantabria se muestra en una “intensa corriente” de inversiones públicas y privadas de carácter estratégico, que están “dando vuelta a la situación” y que son “eslabones importantes del nuevo capítulo de la historia de Cantabria, que es una historia de recuperación de la ilusión”.

 

Como ejemplo ha citado las actuaciones de la Autovía Solares-Torrelavega, la mejora del trazado del ferrocarril con la Meseta o la conclusión del Hospital Valdecilla, cuya terminación es cuestión de “unos meses”, con la “trascendencia” que esto tiene para los profesionales de la sanidad y los investigadores del sector biomédico de la región.

 

Igualmente, el presidente se ha referido a inversiones como las ampliaciones y mejoras de los Hospitales de Sierrallana y Laredo, los nuevos centros de salud en grandes poblaciones, la conclusión del “histórico programa de actuaciones en abastecimiento y saneamiento de agua”, las inversiones en educación o en “herramientas duraderas de promoción turística” como los teleféricos de Cabárceno y Vega de Pas, el golf de Miengo o la innivación artificial de Alto Campoo.

 

Ignacio Diego ha mencionado, asimismo, las inversiones empresariales de Tubacex, Santander Coated Solutions o todas las empresas que ya han suscrito compromisos de inversión en Reocín, Tanos-Viérnoles, El Vallegón o el PCTCAN. En el mismo sentido, ha señalado que las grandes multinacionales ya presentes en la región están “realizando inversiones y modernizaciones” y siguen “apostando por crear riqueza en nuestra región”.

 

Diego ha querido citar, además, “inversiones históricas” en Planes de Empleo en cooperación con los municipios, con una “atención especial” para la comarca del Besaya, así como las actuaciones en “cultura, arte y patrimonio” como el Centro Botín, el Banco de España o la rehabilitación de la Iglesia del Seminario Mayor de Comillas.

 

Sentido común”

 

Según el presidente regional, una la lección que Cantabria puede extraer de las experiencias económicas anteriores es que la demagogia es “un lujo que solo está al alcance de los pueblos ricos” y los demás “necesitamos que impere el sentido común”.

 

Esto es aplicable, para Diego, al que era en 2011 el “gran anhelo” de Cantabria: el “deseo de buen gobierno, de buen uso del dinero público, de sensatez en la gestión de la administración”.

 

A este respecto, ha asegurado que la región ha pasado “del riesgo de ser intervenida a ser un ejemplo de equilibrio de las cuentas públicas”, a la “garantía de prestación de los servicios públicos” y a saber que es “viable como autonomía siempre que se mantengan estas virtudes de buena administración”.

 

Han asistido al acto central del Día de Cantabria el presidente de Parlamento de Cantabria, José Antonio Cagigas; el delegado de Gobierno en Cantabria, Samuel Ruiz; la alcaldesa de Cabezón de la Sal, Esther Merino; los miembros del Ejecutivo regional, alcaldes, diputados y senadores, entre otras autoridades.

 

La intervención de Diego ha estado precedida por el tradicional desfile de abanderados que han portado, desde la Casa de Cultura, la totalidad de las enseñas regionales y la bandera de España, que se han izado al final del acto.

You may also like

Comments are closed.

More in:Cantabria