El PRC considera que la política de copago en la teleasistencia “culmina el abandono de los mayores por parte del PP”

  • Fuentes-Pila compara los gastos de 2,2 millones para Vela, y 3 millones de euros para toros
  • El 65% de los usuarios de tele-asistencia son mayores de 80 años

El portavoz del Grupo municipal regionalista, José María Fuentes-Pila, ha afirmado hoy que la “política de copago en la teleasistencia” que ha planteado el Ayuntamiento de Santander tras la supresión de la partida estatal y la reducción de la regional “culmina el abandono de los mayores por parte del Partido Popular”, y ha afirmado que una ciudad “nunca puede ser inteligente si deja en la estacada al colectivo más vulnerable de entre los vulnerables, el de los mayores que viven solos”.

Ante esta situación, Fuentes-Pila ha instado hoy al equipo de Gobierno a que o bien negocie con los gobiernos central y regional la partida que ambas administraciones aportaban a Santander para el mantenimiento del servicio o bien el Ayuntamiento asuma su coste, pero que “en ningún caso se deje en la estacada a los ancianos en un momento de extrema necesidad”.

El portavoz regionalista, José María Fuentes-Pila, ha afirmado que la actuación del alcalde de Santander, Iñigo de la Serna, en este asunto “dará la medida de su capacidad como regidor”, tanto en su “poder para negociar con sus dos jefes”, en alusión a los presidentes de Cantabria y España, Ignacio Diego y Mariano Rajoy, respectivamente, como la prioridad que da a determinados servicios. “Pido a De la Serna dos cosas: que pelee por lo que es de justicia y que ordene sus prioridades”, ha enfatizado.

El regionalista ha “tendido la mano” al alcalde “para reivindicar conjuntamente como sea y delante de quien sea” el mantenimiento de la partida, al tiempo que ha adelantando que se posicionará “radicalmente en contra” de que las personas mayores tengan que pagar “también por este servicio”. “Este Gobierno ha hecho a los mayores pagar por sus medicinas, les mantiene en vilo con la actualización de las pensiones y ahora quiere hacer caja con los más vulnerables dentro de los vulnerables, los mayores que viven solos”. “Ya está bien”, ha enfatizado.
En este sentido, ha afirmado que la teleasistencia es, por un lado, la “única tabla de salvación” de muchos mayores que no tienen familia y, por el otro, la “última reserva de autonomía” para quienes sí la tienen.

Por otra parte, Fuentes-Pila ha destacado que el 65 por ciento de sus usuarios son mayores de 80 años y ha recalcado que es la administración local la que tiene la obligación de estar “más cerca de sus ciudadanos”. Así, ha pedido al alcalde que asuma “personalmente” las gestiones en este ámbito, ya que es un asunto “lo suficientemente grave para que el alcalde lo lidere y no se esconda detrás de sus concejales”. En este sentido, considera que el principal proyecto del alcalde, ‘Smarcity’, habría de cambiar de nombre si esto se culmina, ya que, en su opinión, “no hay ni una pizca de inteligencia ni de futuro cívico en una ciudad que no dispensa a sus mayores el respeto y la dignidad que merecen”.

2,2 millones para Vela, 3 para toros
Por otra parte, el regionalista ha señalado que el copago en los temas sanitarios “no es economía, sino ideología”, porque “el ahorro es insignificante en relación a su altísimo coste social”, y, además, está poniendo a muchas personas “al límite de la exclusión social”. “Tiene que haber un límite, una línea roja en esta locura y en este caso se está traspasando”, ha opinado.

“Si después de hacer todo lo humanamente posible resulta que el alcalde no es capaz de recuperar esta partida, será el Ayuntamiento quien deba asumirla”, ha opinado Fuentes-Pila, quien se ha mostrado “extrañado” de que un “Ayuntamiento que va a gastar 2,2 millones de euros para organizar un Mundial de Vela o dedica cada año “sin reducciones por la crisis” 3 millones en la feria de toros de Santiago no pueda mantener un servicio básico, esencial y de justicia como es la teleasistencia”.