Portada

La UTE Dagrados y Cuevas se lleva las obras de las escaleras mecánicas entre la UC y General Dávila por importe de 1.5 millones de euros

La UTE Dagrados y Cuevas se lleva las obras de las escaleras mecánicas entre la UC y General Dávila por importe de 1.5 millones de euros
  • Los trabajos tienen un plazo de ejecución de diez meses e incluyen la instalación de cuatro escaleras y tres rampas mecánicas con una longitud total de 159 metros
  • La actuación contempla además la construcción de una nueva glorieta en el cruce de la calle Honduras y la Bajada de la Teja

La UTE Dagrados y Cuevas se lleva las obras de las escaleras mecánicas entre la UC y General Dávila por importe de 1.5 millones de euros

La UTE Dagrados y Cuevas se lleva las obras de las escaleras mecánicas entre la UC y General Dávila por importe de 1.5 millones de euros

La mesa de contratación ha propuesto adjudicar las obras de las escaleras y rampas mecánicas entre la Universidad de Cantabria y el paseo de General Dávila a la Unión Temporal de Empresas (UTE) formada por las empresas Dagrados y Cuevas por importe de 1.542.266 euros.

Su oferta ha sido la que ha obtenido mayor puntuación entre las catorce propuestas que se presentaron en el Ayuntamiento para optar a la adjudicación, y también se trata de la más barata, según ha apuntado el oncejal de Movilidad Sostenible, José Ignacio Quirós, quien ha recordado que los trabajos tienen un plazo de ejecución de diez meses.

El proyecto contempla la instalación de cuatro escaleras y tres rampas mecánicas, con una longitud total de 159,39 metros, para salvar los 43 metros de desnivel que separan la Universidad y General Dávila.

Las escaleras mecánicas (con trazados que oscilan entre 10 y 12 metros de longitud aproximadamente) comenzarán frente a la Facultad de Ciencias y cruzarán el parque de la Teja, conectando entre sí cada una de las terrazas de este espacio, hasta desembocar en la calle Honduras.

Las rampas, por su parte, arrancarán en la Bajada de la Teja, y se repartirán en tres tramos de entre 36 y 39 metros de longitud cada uno, que terminarán en un pequeño camino por el que se recorren los últimos metros para llegar a General Dávila.

La conexión proyectada desde el campus universitario a través del parque de La Teja será la primera intervención de este tipo en la ladera Norte de General Dávila, y enlazará con el recorrido existente ya, a esta misma altura, pero en la zona Sur, entre la calle Santa Teresa de Jesús y la Finca Jado, una conexión que el equipo de gobierno municipal plantea prolongar con nuevos elementos mecánicos hasta llegar al entorno del paseo de Pereda.

Trabajos en la red de abastecimiento y nueva glorieta

Para la colocación de las dos últimas rampas será necesario desviar la tubería de agua que sale del depósito del Avellano y desciende por la Bajada de la Teja y recolocar también una cámara de válvulas que deriva esta tubería hacia otra conducción que se interna en la colonia Virgen del Camino, unos trabajos que se han coordinado con Aqualia.

Asimismo, se sustituirá la conducción actual de fibrocemento de 150 milímetros existente entre las calles Fernando de los Ríos y Honduras por otra de fundición dúctil, se renovará la red de riego en la zona de la tercera rampa y se colocará un nuevo hidrante.

Los trabajos se completarán con el cambio de la red de saneamiento y drenaje en el tramo paralelo a la primera rampa, y se adaptarán o colocarán nuevos sumideros para responder a la nueva configuración de los viales y la nueva glorieta.

Esta rotonda, de 24 metros de diámetro, se situará en el cruce de la calle Honduras y la Bajada de la Teja, y se completará con pasos de peatones sobreelevados a ambos lados, para reducir la velocidad de los vehículos que circulan por la zona y mejorar la seguridad en los giros a la izquierda, atendiendo así una demanda de los vecinos.

El proyecto incluye también la creación de un nuevo paso de peatones en General Dávila, regulado por semáforos, y la reubicación del que existe actualmente junto al parque de la Teja, en la avenida de Los Castros, para trasladarlo al punto de inicio de las escaleras mecánicas.

Igualmente, se prevé renovar el pavimento en las zonas afectadas por la instalación de los elementos mecánicos, colocar balizas LED en las rampas y escaleras para iluminar las zonas peatonales o verdes anexas e instalar un sistema de videovigilancia.

Por último, se crearán nuevas zonas verdes con árboles y arbustos en los parterres dispuestos en los márgenes de la nueva glorieta y se formarán cuatro jardines a ambos lados de las escaleras mecánicas, en el parque de la Teja, con especies de distinto color para cada tramo.

Movilidad vertical

Esta actuación de movilidad vertical se suma a otras como las ejecutadas ya en el Río de la Pila, la calle Antonio Mendoza, la calle Eulalio Ferrer o la pasarela y los ascensores panorámicos para salvar las vías del ferrocarril. A todas estas se añade también el nuevo proyecto para instalar rampas mecánicas en las calles Francisco de Quevedo y Vista Alegre, cuya licitación acaba de aprobarse.

El concejal de Movilidad Sostenible ha explicado que con este tipo de intervenciones se pretende unir y vertebrar los desplazamientos, atajando las dificultades asociadas a la orografía de la ciudad.

Además, ha afirmado que se contribuye a mejorar la calidad de vida de los vecinos que residen en estas zonas y se fomentan los desplazamientos a pie, en línea con la apuesta del equipo de gobierno municipal de reducir el uso del vehículo privado a través de transportes alternativos y de itinerarios peatonales.

You may also like

Comments are closed.

More in:Portada