Las licencias de radio en Cantabria

Las licencias de radio en Cantabria / Foto: PhotoXpress.com{xtypo_dropcap}N{/xtypo_dropcap}uestros gobernantes, que siempre velan por nuestros intereses ciudadanos, también se han ocupado de velar por la pluralidad radiofónica y la variedad de oferta en las radios disponibles en la región. En un mundo ideal la frase anterior sería cierta, pero en un mundo real lo anterior roza el ridículo.

El gobierno de Cantabria pretende llenar las ondas radiofónicas de Cantabria con más licencias a los grandes grupos de comunicación nacionales (PRISA y MEDIAPRO, entre otros), pero dejando fuera a los proyectos independientes, en algunos casos incluso habiendo demostrado una probada solvencia.

Lo más pintoresco de esta situación es el tipo de emisiones nuevas que tendremos en las ondas si la resolución aprobada por el gobierno de Cantabria sale adelante. Tendremos en las ondas nuevas ofertas como una emisora del grupo PRISA que emite música del estilo que se conoce popularmente como “chunda-chunda” todo el día, otra dedicada casi exclusivamente al deporte y otras más cuyo contenido aún es un misterio. Como podrán entender, “grandes” ofertas informativas y de contenido “interesante” para Cantabria.

El monopolio, en la práctica, que pretenden imponer PRISA y otras cadenas nacionales, no solamente es injusto porque intenta dejar fuera del mercado a cualquier proyecto regional y cercena la posibilidad de generar más puestos de trabajo, sino que además se podría llegar a pensar, siendo un poco extremistas, que estas decisiones no defienden los intereses de Cantabria. Los intereses de Cantabria no se defienden demasiado en esta nueva situación porque desde el punto de vista informativo, estamos en posición legítima para afirmar que en muchas ocasiones los informativos locales de las grandes cadenas nacionales son pobres o mediocres, siendo suaves y magnánimos en la calificación de sus servicios al ciudadano y el contenido de sus informativos locales.