Los sindicatos inician un encierro en Educación en respuesta a la “actitud dictatorial” de la consejera de Educación

 

 

La Junta de Personal Docente muestra así su “desacuerdo e indignación” por una eliminación de la semana no lectiva “injustificable”

 

 

30 de octubre de 2020

 

Delegados de enseñanza de todos los sindicatos de la Junta de Personal Docente en Cantabria UGT, STEC, ANPE, CCOO, TU y CSIF han iniciado un encierro en la sede de la Consejería de Educación en protesta por “la actitud dictatorial” de la consejera, Marina Lombó, y para mostrar su “desacuerdo e indignación” por la cancelación de la semana no lectiva del 2 al 8 de noviembre.

Según precisan los delegados de UGT encerrados, el encierro “está más que justificado ante una decisión absurda y que se impone de manera unilateral sin ningún tipo de consenso y apoyo de las organizaciones de la mesa sectorial de educación, tal y como ocurrió cuando ella misma impuso el mismo calendario escolar en el que se incluye la semana no lectiva”.

El sindicato critica la suspensión de la semana no lectiva y rechaza el argumento esgrimido por la consejera de Educación que responde a una medida adoptada por su homólogo de Sanidad, cuando “el informe técnico de Salud Pública no aparece ni siquiera como recomendación la posibilidad de anular la semana no lectiva”.

Los delegados de UGT consideran además que es “una auténtica tomadura de pelo” que la medida se haya justificado por “la evolución negativa de la actual crisis sanitaria” y “cuando aún ni siquiera se había decretado el cierre perimetral de la Comunidad Autónoma”.

“Hay muchos otros factores que están contribuyendo de forma negativa a la actual situación sanitaria; como la saturación de los transportes, las ratios excesivas en un gran número de centros o la escasa o nula distancia de seguridad en las aulas, por lo que lo lógico es haber extendido las medidas a todos ellos si realmente tuviesen intención de contribuir a mejorar la situación y frenarla pandemia”, agregan los delegados de UGT.

Los sindicalistas de UGT encerrados en la Consejería de Educación se preguntan que “si en Navidad la situación epidemiológica es similar, ¿también lo serán las medidas?”, tras matizar que la acción de protesta de los sindicatos “pretende visibilizar no sólo al personal docente o no docente de los centros educativos sino a todos los trabajadores y trabajadoras y a todos los padres y madres afectados por esta injusta medida”.

 

Semana no lectiva pedagógica

Los delegados de enseñanza de UGT reiteran que la cancelación de la semana no lectiva impuesta por Educación “debilita todavía más lo poco que queda de pedagógico del calendario escolar”.

“No parecen entender que la semana no lectiva tiene una finalidad pedagógica en el desarrollo del proceso de enseñanza y aprendizaje y en este curso todavía más porque se hace imprescindible para el alumnado más que nunca ante las actuales circunstancias especialmente adversas”, subrayan los sindicalistas encerrados.

Los sindicalistas agregan que “la consejera propondrá recuperar el período no lectivo al final del curso, adelantándolo, lo que supone un desconocimiento absoluto de la realidad educativa porque, entre otros motivos, las evaluaciones ordinarias finales y extraordinarias estarán prácticamente solapadas y Segundo de Bachillerato se quedará sin su período no lectivo”.

Por último, los delegados puntualizan que “al contrario que la consejera, no tenemos la osadía de considerar que los hogares de nuestros alumnos son menos seguros que los centros escolares y, además, creemos que su decisión unilateral es una falta de consideración en toda regla para las familias que ya habían planificado su calendario laboral en función del escolar”.