¿Es segura la banca electrónica? – (C) David Laguillo-CANTABRIA DIARIO

¿Es segura la banca electrónica?

¿Es segura la banca electrónica? - (C) David Laguillo-CANTABRIA DIARIO
¿Es segura la banca electrónica? – (C) Foto: David Laguillo-CANTABRIA DIARIO

Las entidades bancarias están abrazando con mucha alegría la digitalización de la mayoría de sus servicios. Con el claro objetivo de reducir costes, eliminando oficinas físicas y empleos, los bancos de medio mundo, y por supuesto también los bancos españoles, animan a sus clientes a realizar cada vez más operaciones mediante la banca electrónica.

Es cierto que también hay motivos de comodidad para los clientes y de poder realizar operaciones en cualquier momento fuera de los horarios de las oficinas, pero hagamos la pregunta clave: ¿es segura la banca electrónica?

Repasamos algunos de los riesgos de realizar operaciones bancarias a través de Internet, y aportamos algunas precauciones que puede tomar el usuario de banca electrónica para proteger su dinero.

Dispositivo infectado

El primer punto de inseguridad es nuestro propio dispositivo. Ordenador de sobremesa, ordenador portátil, tableta, teléfono móvil inteligente…da igual el dispositivo electrónico que nos dispongamos a utilizar para acceder a realizar operaciones bancarias, porque hay miles de amenazas en forma de virus, ‘malware’ y ‘spyware’…tantas amenazas que ningún antivirus parece capaz de eliminarlas todas antes de que nos perjudiquen.

Una de las amenazas más peligrosas está representada por los «keyloggers», esto es, programas que se ejecutan en segundo plano, de forma invisible al usuario, y que transmiten cada tecla que presionamos en el teclado. El pirata informático («hacker») solo necesita recibir la información gracias al programa «keylogger» y ya tiene todos nuestros datos bancarios.

¿Solución? Recomendamos que el dispositivo que se utiliza para acceder a la banca electrónica esté completamente «limpio», esto es, especialmente que no se use para realizar «descargas» de contenidos pirata o programas P2P, ya que una de las formas de infección más habituales proviene de ese tipo de archivos descargados.

A día de hoy, por fortuna, hay muchos programas anti espías que son completamente gratuitos y de gran eficacia, como Malwarebytes, AdAware y muchos otros. Revisa tu ordenador las veces que haga falta hasta estar bastante seguro de que lo tienes muy, muy limpio.

El gran enemigo: el «Phishing», la falsa página del banco

Nos llega un email de Hacienda, de Correos, de la Policía o del Banco y resulta que no, que es un correo falso y si pinchamos en el enlace nos lleva a una página falsa. El «Phishing» bancario es un terrible enemigo del consumidor. Podemos pensar que estamos en la página de nuestro banco, porque tiene todos los logotipos y la apariencia de la página de nuestro banco, pero es mentira.

¿Cómo protegernos? Una de las medidas más eficaces es comprobar si el mensaje es auténtico. Si el mensaje es falso, muchas veces estará mal escrito, con faltas de ortografía o caracteres que no son del castellano…esa es una primera señal de alarma que debemos tener en cuenta.

Otra medida de precaución es recordar que nuestra entidad bancaria nos enviará un correo con nuestro nombre y apellido, pero si es un correo falso, la mayoría de las veces será anónimo «Sr./sra.» porque los piratas no saben nuestros datos.

Otra medida de precaución es ver si la página a la que nos dirige el correo electrónico es segura mediante cifrado, esto es, si la dirección URL empieza por https:// y si coincide exactamente con el nombre real de nuestro banco, sin faltas de ortografía. En este sentido, uno de los casos de «phishing» más curioso lo sufrió en 2007 la empresa de seguros Balumba, que vio como los piratas se aprovechaban de su nombre llamándolo Bulamba.

Pagos electrónicos con intermediarios: PayPal

Cuantos más muros existan entre el pirata informático y nuestra cuenta bancaria, mejor. Así tendremos menos riesgo de que cualquier delincuente en cualquier parte del mundo tenga acceso a nuestro dinero depositado en el banco. Es ahí donde entran en juego empresas intermediarias como PayPal, y otras.

Con una cuenta de PayPal nunca expondremos de forma directa nuestra tarjeta de crédito o nuestra cuenta bancaria, y salvo que el pirata acceda de forma ilegal a nuestra cuenta de PayPal, será mucho más difícil que nos puedan robar dinero del banco.

En resumen: ¿es segura la banca electrónica?

Si partimos de la base de que casi nada en la vida es 100% seguro, y menos en Internet, podemos concluir que cuantas más medidas de autoprotección tomemos, mucho mejor, pero la única seguridad total es la de no estar conectado. Y eso, a día de hoy, parece bastante difícil. Así que tomemos todas las medidas de precaución que podamos para evitar problemas a la hora de utilizar la omnipresente banca electrónica.

David Laguillo

https://www.cantabriadiario.com

David Laguillo (Torrelavega, 1975) es un periodista, escritor y fotógrafo español. Desde hace años ha publicado en medios de comunicación de ámbito nacional y local, tanto en publicaciones generalistas como especializadas. Como fotógrafo también ha ilustrado libros y artículos periodísticos. Más información en https://www.davidlaguillo.com/biografia