• 17 de agosto de 2022

UGT prevé una huelga general en el sector conservero si no se alcanza un acuerdo en el convenio colectivo antes de final de año

 UGT prevé una huelga general en el sector conservero si no se alcanza un acuerdo en el convenio colectivo antes de final de año
Foto: Rueda de prensa de Sebastián Serena (izquierda) y el secretario general de UGT-FICA en Cantabria, Luis Díez
Foto: Rueda de prensa de Sebastián Serena (izquierda) y el secretario general de UGT-FICA en Cantabria, Luis Díez

El sindicato informará esta tarde en una asamblea en Santoña de una negociación bloqueada «porque la patronal no quiere abordar las cuestiones importantes»

La Federación de Industria, Construcción y Agro (UGT-FICA) vaticinó hoy distintas movilizaciones y una huelga general en el sector conservero español a principios de 2022 si no se alcanza un acuerdo en el nuevo convenio colectivo nacional.

Así lo aseguró hoy en Santander el responsable nacional del Sector Agroalimentario de UGT-FICA, Sebastián Serena, que esta tarde intervendrá en una asamblea de delegados y trabajadores del sector conservero cántabro en la sede del sindicato en Santoña (17 horas), donde informará de una negociación del nuevo convenio colectivo «que está ahora bloqueada porque las patronales no quieren abordar las cuestiones importantes».

Serena, que destacó la importancia del sector conservero en la economía de España, primer país productor de conservas de pescado en Europa, y en la de Cantabria, «y especialmente en las zonas rurales», afirmó que «ya no se puede esperar más para alcanzar un acuerdo de un convenio colectivo digno en un sector con salarios bajos».

«Si no se alcanza un acuerdo antes de finales de este año, UGT se decanta por convocar concentraciones, manifestaciones, paros horarios y concluir con una huelga general para después de Reyes», agregó Serena, que recordó que el sector conservero emplea a 21.000 trabajadores y trabajadoras, 1.200 en Cantabria.

El responsable nacional del sector agroalimentario de UGT-FICA precisó que en los próximos días «habrá reuniones de las distintas organizaciones sindicales del sector para abordar la posibilidad de convocar movilizaciones para luchar por un convenio digno».

Serena rechazó que las patronales del sector de conservas de pescado no quiera entrar a negociar una subida remunerativa aceptable y una equiparación salarial «que venimos demandando desde hace años para acabar de una vez por todas con una clara discriminación salarial entre mujeres y hombres».
En este sentido, el responsable nacional del sector agroalimentario de UGT recordó que en el convenio colectivo de conservas de pescado hay dos grupos profesionales, el 5 y el 6; donde los de la categoría de auxiliares del primero, en su mayor parte empleos ocupados por mujeres, llegan a cobrar una media de 850 euros mensuales menos que la categoría de ayudantes del siguiente grupo «cuando hacen las mismas labores productivas».

En la categoría de encargados o maestros, la diferencia salarial entre los mencionados grupos profesionales 5 y 6 ascendería a unos 1.700 euros», preció Serena, que criticó que «los empresarios saben que es una discriminación en toda regla pero no quieren negociar solucionarlo».
«Se entiende que implicaría un coste para los empresarios pero hay fórmulas para resolverlo de una vez por todas, aunque no quieren ni oír hablar de ello», añadió el responsable nacional del sector agroalimentario de UGT-FICA, quien reiteró que «queremos acabar con esto de una vez por todas y ahora es el momento de dar un paso importante para ello».

«Lo que no puede ser es que las patronales lleven un año de negociaciones donde no han hecho propuestas serias y ahora empiecen a hacerlas a última hora pero sin tocar lo verdaderamente importante», aseveró Serena.

Lejos de un acuerdo salarial

Sebastián Serena aclaró que, al margen de la reivindicación sindical de equiparación salarial entre mujeres y hombres, el acuerdo para el aumento salarial en el nuevo convenio colectivo del sector conservero «está muy lejano».
«Es evidente que plantear subidas salariales sin tener en cuenta el IPC no es aceptable», matizó el sindicalista, que reprochó a los empresarios del sector que hayan llegado a ofrecer un incremento salarial de un 7% en cinco años de vigencia de un nuevo convenio colectivo».
«Propusieron ese 7% acumulado en cinco años cuando la inflación está como está y, además, se desdijeron rápidamente para hacer otro planteamiento de subida salarial en un porcentaje fijo que es igualmente inaceptable», subrayó Serena.

Posible huelga también en el sector lácteo

En su calidad de responsable del sector agroalimentario de UGT-FICA, Sebastián Serena aludió al sector lácteo, del que dijo que también se encamina a una huelga general que «nosotros ya hemos anunciado en varias ocasiones porque la situación es insostenible».

«Es una situación similar a la del sector conservero, si no somos capaces de alcanzar un acuerdo para lograr un convenio colectivo antes de finalizar el año, nos veremos obligados a recurrir a las movilizaciones y a la huelga», concluyó Serena. 

Compartir:

David Laguillo

https://www.cantabriadiario.com

David Laguillo (Torrelavega, 1975) es un periodista, escritor y fotógrafo español. Desde hace años ha publicado en medios de comunicación de ámbito nacional y local, tanto en publicaciones generalistas como especializadas. Como fotógrafo también ha ilustrado libros y artículos periodísticos. Más información en https://www.davidlaguillo.com/biografia