Revilla, indignado con Rajoy por mentirle de forma “oral y por escrito” sobre los Presupuestos

Revilla se declara “decepcionado” por el “maltrato” que recibe Cantabria en los Presupuestos Generales del Estado

Miguel Ángel Revilla durante su visita al campamento de la UME, 4 de abril de 2017 (C) CANTABRIA DIARIO-David Laguillo
Miguel Ángel Revilla durante su visita al campamento de la UME, 4 de abril de 2017 (C) CANTABRIA DIARIO-David Laguillo

 

El presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla, se ha mostrado “indignado” y “muy enfadado” con el presidente del Gobierno de España, Mariano Rajoy, por el “flagrante incumplimiento” de los compromisos que adquirió con él mismo y, por ende, con la Comunidad Autónoma en la reunión que ambos mantuvieron en la Moncloa el pasado 2 de noviembre de 2015, concretamente los relativos a la financiación de Valdecilla y la declaración de la Comarca del Besaya como Zona de Urgente Reindustrialización, que no aparecen en el proyecto de Presupuestos Generales del Estado (PGE) para 2017.

Por este motivo, hoy mismo ha enviado una carta a Mariano Rajoy en la que le solicita una “reunión urgente” para arreglar este “desaguisado” y se declara “decepcionado” por el “maltrato” que recibe la Comunidad en los PGE.

En una comparecencia ante los medios de comunicación, Revilla ha denunciado que el presidente del Gobierno le ha mentido de forma “oral y por escrito” en relación a estos compromisos que posteriormente fueron ratificados por el propio Rajoy en la carta que envió a Revilla en el mes de diciembre en respuesta a la que previamente el presidente cántabro le hizo llegar, al día siguiente de la reunión, para tener constancia por escrito de lo acordado.

“¿Por qué me promete una cosa y luego no la cumple? ¿Por qué hace eso? ¿Cómo un presidente puede mentir de esa manera e incumplir un compromiso?”, se ha preguntado el jefe del Ejecutivo cántabro, que empieza a pensar que la cercanía entonces de las elecciones generales tuvo mucho que ver en aquellas promesas.

Cantabria no se merece “esta puñalada”

Según ha dicho, la única solución posible en estos momentos pasa por “rectificar y pedir perdón” y no parará hasta conseguirlo: “Ante esto no hay otra salida que la rectificación y no voy a callarme ni una sola hora de cada día. Espero que me reciba y me pida perdón”, ha insistido, puesto que Cantabria no se merece esta “puñalada” del Estado cuando es una Comunidad Autónoma “absolutamente leal” con España.

También ha anunciado la presentación inmediata en el Parlamento de Cantabria de una iniciativa, que confía en que respalden todos los grupos, en forma de “protesta enérgica” ante unos presupuestos que descienden un 2,6% respecto a los de 2016, que ya de por sí fueron “absolutamente nefastos”.

El presidente ha reiterado que lo que pide Cantabria es “de justicia” y lo comprometido por el propio Mariano Rajoy. Sobre Valdecilla ha sido muy crítico no ya porque no figure en el presupuesto la partida de 22 millones de euros comprometida para este año, sino porque ha sido expresamente eliminada, como consta textualmente y por escrito en el documento. “Hasta hacen literatura con ello”, ha enfatizado con enfado.

Ante esta situación, ha reclamado no sólo la recuperación de esa consignación comprometida, sino también la transferencia inmediata a Cantabria de los 22 del año pasado, que aún no han sido abonados pese a estar consignados en los PGE de 2016.

Además, exige el cumplimiento de la promesa de Rajoy de abonar 100 millones más para hacer frente al sobrecoste total de la obra, ya abonada por el Ejecutivo cántabro.

Sobre la inclusión de la Comarca del Besaya entre las zonas beneficiarias de las ayudas a la reindustrialización REINDUS, Revilla ha expresado su sorpresa por su no inclusión entre las muchas áreas que figuran expresamente en los presupuestos de este año, cuando en Torrelavega hay un “problema industrial gordo” y se dan todos los parámetros para ello.

Respecto al tercer compromiso que Rajoy asumió con él, el tren de altas prestaciones, el presidente ha señalado que “hay previsiones” y partidas que le invitan a pensar que el proyecto avanza, aunque más lento de lo esperado. El presidente ha dicho que el presupuesto del Ministerio de Fomento recoge “más o menos” los compromisos del ministro Íñigo de la Serna, pero son “calderilla” para una Comunidad “absolutamente abandonada” por el Estado.

En este sentido, ha destacado la incidencia de la ausencia de inversiones del Gobierno central en el crecimiento económico y ha considerado “un milagro” que, en estas circunstancias, Cantabria tenga una de las tasas de paro más bajas del país.

Asimismo, ha pedido al ministro de Hacienda, Cristobal Montoro, “que deje de enviar cartas”, en alusión a sus continuos requerimientos por el incumplimiento del objetivo de déficit, y “pague lo que debe”.
“Aquí no se despilfarra nada, somos la Comunidad más austera de España pero, si no nos pagan lo que nos deben, cómo quieren que cumplamos el déficit”, ha recalcado.

Finalmente, Revilla ha asegurado que Cantabria no puede “pagar el pato” por la falta de sintonía política del Gobierno de Rajoy con el Ejecutivo cántabro y ha remarcado que no va a tolerar este “agravio” en comparación con otras comunidades “desleales” a las que el Estado atiende mejor, poniendo el ejemplo de Cataluña, que va a recibir más de 4.000 millones de euros.