Desarticulado un grupo criminal dedicado a la venta fraudulenta de escopetas asentado en Cantabria

-Mendigos y personas vulnerables eran captados para cometer los delitos

En dos operaciones de la Guardia Civil de Alicante se han desmantelado dos grupos, uno de venta ilegal de perros y el segundo grupo, dedicado a la venta fraudulenta de escopetas, que estaba asentado en su totalidad en Cantabria, aunque se comprobó que sus miembros tenían gran movilidad por todo el territorio nacional.

Los cabecillas eran dos personas de la misma familia. Su cometido principal era el de captar a los demás miembros fijando su objetivo en personas en situación de vulnerabilidad y exclusión social extrema cuyo modo de vida era la mendicidad en la calle. Muchos de ellos pernoctaban en centros de acogida. Mediante el engaño y aprovechándose de la necesidad de estas personas lograban convencerlas para formar parte del grupo criminal.

Este hecho se confirmó porque uno de los autores tenía acceso a los movimientos de la cuenta corriente y a las claves de la entidad bancaria de al menos dos de los miembros que habían sido captados mediante engaño.

Todas las investigaciones que realizó el Equipo ROCA de la Guardia Civil de Ibi fueron apoyadas por las Comandancias de la Guardia Civil de Álava, Barcelona, Cáceres, Cantabria, Gijón, Lérida, Madrid, Pontevedra y Sevilla implicadas en los hechos, quienes procedieron a la localización y detención de todos los implicados.

Han sido detenidos catorce varones de nacionalidad española y un varón de nacionalidad boliviana, de edades comprendidas entre los 21 y los 63 años. También se han detenido a cuatro mujeres de nacionalidad española de 21, 41, 46 y 47 años por su participación en 58 delitos de estafa, 8 delitos de usurpación de estado civil y 2 delitos de pertenencia a grupo criminal. Dos de los detenidos han ingresado en prisión.

Estas personas pertenecientes a dos organizaciones criminales, se considera su autoría en 58 delitos de estafa, 8 delitos de usurpación de estado civil y 2 delitos de pertenecía a grupo criminal. La cantidad estafada asciende a 40.000 euros.

La denuncia de un vecino de la localidad de Cocentaina (Alicante) por una supuesta estafa en la compra de una escopeta dio inicio el pasado mes de marzo a las investigaciones.

El Equipo ROCA (Equipo Contra el Robo en el Campo) de la Guardia Civil de Ibi fue la unidad encargada de llevar a cabo las investigaciones.