El Pleno del Ayuntamiento de Villacarriedo aprueba una moción contra el fracking

Aprueba una moción manifestando su rechazo y disconformidad con el Proyecto de Repsol

En el pleno extraordinario celebrado el viernes 18 de mayo, el ayuntamiento cántabro de Villacarriedo ha aprobado por unanimidad una moción en la que “manifiesta su rechazo y disconformidad con el permiso de investigación otorgado a Repsol Investigaciones Petrolíferas S.A. y solicita al Gobierno de España que revoque dicho permiso”.
De este modo el Ayuntamiento de Villacarriedo, que cuenta con mayoría absoluta del PRC, se convierte en otro municipio afectado por el PI Luena que manifiesta su malestar y preocupación por la puesta en marcha de planes de explotación de hidrocarburos por medio de la técnica conocida como ‘fractura hidráulica’, e insta al Gobierno de España a elaborar una norma que prohíba dicha técnica”.
Durante el pleno, el alcalde de Villacarriedo, Angel Sáinz Cobo, explicó que iba a hacer “todo lo posible” para que este proyecto no se llevara a cabo.
Villacarriedo se une así a Cabuérniga y Ruente, en la aprobación de mociones contrarias a esta nueva tecnología de extracción de gas que lleva poco más de 10 años desarrollándose en EE UU, y está prohibida en Francia y en algunos estados norteamericanos.