El PRC pide al alcalde que examine con “rigor y autocrítica” la evolución del desempleo en la ciudad

  • Fuentes-Pila pide a De la Serna que examine con “rigor y autocrítica” la evolución del desempleo en la ciudad, que se ha incrementado en un 12,4% en un año

El portavoz del Grupo municipal regionalista, José María Fuentes-Pila, ha pedido hoy al alcalde de Santander, Iñigo de la Serna, que examine con “rigor y autocrítica” la evolución del desempleo en la ciudad, en la que cinco personas se fueron al paro cada día durante 2012.

En concreto, el regionalista ha señalado que el ejercicio se cerró con un incremento del paro de 1.826 personas respecto a 2011, un 12,43 por ciento más, hasta alcanzar las 16.512 personas en situación de desempleo.
Ante estos datos, facilitados por el Servicio Cántabro de Empleo, Fuentes-Pila ha “lamentado” que la evolución desfavorable del mercado de trabajo durante el pasado ejercicio se ha “confirmado totalmente”, y ha resaltado otro dato “preocupante”: del total de parados “prácticamente la mitad”, 8.220, llevan en situación de desempleo más de un año.
Conocido el cierre del ejercicio, el regionalista espera un “compromiso serio” del alcalde de la ciudad, a quien ha pedido que exija al Gobierno de Cantabria una “mayor implicación” en las políticas de empleo referidas a la capital, especialmente para que el Pacto Territorial por el Empleo sea una realidad “cuanto antes”.

Por otra parte, el regionalista ha tendido la mano para “llegar a puntos de encuentro” siempre y cuando se haga del desempleo una “prioridad política” y el equipo de Gobierno cambie el foco de lo “vistoso a lo necesario”. “Estas cifras de parados son inaceptables, y espero que no quede nadie en el equipo de Gobierno que no vea que este es el principal problema del ciudad”, ha enfatizado, por lo que ha pedido al alcalde que “de una vez por todas dedique todos los esfuerzos a los aspectos que realmente preocupan a los ciudadanos”.
Para el regionalista, las cifras del paro son “alarmantes” y “dibujan un panorama muy difícil para Santander”. Además, las ha relacionado con los datos facilitados recientemente por el Instituto Nacional de Estadística (INE), que señalan que 3.000 personas han abandonado la ciudad en los últimos dos años. “Tenemos una ciudad cada vez menos poblada y más empobrecida y es necesario aunar todos los esfuerzos para comenzar a invertir esta situación cuantos antes”, ha finalizado.