La pasarela peatonal entre Ganzo y Duález funcionará en enero del 2010

 

La Vicepresidenta y el consejero de Medio Ambiente inspeccionaron ayer la colocación de los primeros tramos

 

 

La Vicepresidenta del Gobierno, Dolores Gorostiaga, acompañada del consejero de Medio Ambiente, Francisco Martín, y la alcaldesa de Torrelavega, Blanca Rosa Gómez Morante, visitó ayer la pasarela que unirá Ganzo y Duález con Torres (Torrelavega) y de la que se han colocado los primeros tres tramos, que suponen una longitud de 60 metros.

Durante la visita, Dolores Gorostiaga anunció que la pasarela entrará en funcionamiento en enero de 2010, con lo que se cumplirá un compromiso asumido a comienzos de la pasada legislatura por la Vicepresidenta con los vecinos, que vienen reclamando esta actuación para garantizar una conexión peatonal de una orilla a otra del río Saja, salvando además la autovía del Cantábrico.

La pasarela, con un total de 557 metros, tiene un presupuesto de 2,6 millones de euros y estará finalizada el año que viene. Esta obra, realizada por la Consejería de Medio Ambiente por medio de MARE (Medio Ambiente, Agua, Residuos y Energía) inicia su recorrido en las inmediaciones de la Escuela Oficial de Idiomas de Torrelavega y del Instituto Besaya, continúa por encima de la línea de ferrocarril, la autovía del Cantábrico y el río Saja, finalizando en Ganzo.

La altura de la barandilla para el tráfico peatonal oscila entre 1,11 metros y 1,13 metros, suficiente para un tránsito convencional que garantiza la seguridad de los viandantes, mientras que el ancho de la pasarela oscila entre los 2,45 y los 2,50 metros de ancho. Además, para facilitar la visibilidad nocturna, la pasarela contará con 250 puntos de luz.

La obra requiere la limpieza de la red de caminos, con todos sus elementos accesorios, y los pertinentes trabajos de movimientos de tierras marcados en el proyecto en cuanto a excavaciones de cimientos. También se ha procedido a micropilotar, según geometría y distancias definidas en planos. Una vez finalizados todos los micropilotes se ha soldado la chapa de conexión y se ha ejecutado el encepado de las pilas que sirven de soporte a las estructuras.

Características de la pasarela

La pasarela presenta una estructura tipo con arco superior atirantado por el tablero, denominado Bowstring, que salva una luz de 40 metros con 7 metros de flecha en la zona de paso sobre la Autovía A – 8. Además, la pasarela también cuenta con un arco inferior que salva una luz de 72 metros con 6 metros de flecha, sobre el río Saja.

La pasarela requiere la construcción de un muro de alzado variable perfectamente integrado en el entorno que le rodea. La ejecución de esta losa es necesaria para realizar una transición entre plataformas de diferente ancho, asociadas a la prolongación de la acera existente y el nuevo tramo definido de 2,5 metros de anchura.

Las diecisiete pilas empleadas para el apoyo de los módulos de celosía son elementos de hormigón armado con una geometría establecida en dos tramos: el tramo superior se establece mediante dos ramales en “V” de sección rectangular con una altura total de 3 metros, mientras que el fuste o elemento vertical inferior se define a través de una sección cuadrada de 1 metro por 1 metro, a fin de poder aumentar el ritmo de obra y compatibilizar el montaje de cimbra para el capitel. La altura varía en función de la ubicación de la pila.

Dada la magnitud de las cargas, se disponen dos grupos de micropilotes con distintas capacidades de resistencia y orientación. Se trata de dos macizos de hormigón ubicados a ambos lados del arco inferior de los que nacen un total de 24 micropilotes por macizo.