Laredo despedirá a Carlos V

Esta noche Laredo dirá adiós a Carlos V entregándole las llaves de oro de la villa, dentro de la programación del Desembarco. Miles de personas han presenciado el desembarco en el pueblo veinticuatro horas después de atracar en su puerto la flota liderada por la nao Espíritu Santo.

El Mercado Renacentista se convirtió en punto de referencia para gentes deseosas de prodigarse algún capricho material para inmortalizar tan histórica cita. A escasa distancia de allí, el Mercado de Las Artes se consolidó como el destino ideal para los más pequeños, deslumbrados ante el catálogo de juegos y entretenimientos desplegados por la organización, paseos en dromedario incluidos.

El palenque dispuesto a la entrada de la playa acogió un torneo entre los más habilidosos y aguerridos caballeros de la Corte. Sus graderíos atestados de nobleza y pueblo llano rugieron enfervorecidos ante cada lance de los contendientes.

El desfile de la Corte volvió a congregar en las márgenes de las calles a una multitud admirada por semejante derroche de elegancia. Las palabras de admiración por la riqueza de los ropajes competían con el ímpetu de los más entusiasmados, que no escatimaban sus vivas al Emperador.

A partir de las 21.00 horas comenzará a organizarse la partida del séquito imperial al pie de la plaza Cachupín. Un fin de fiesta en el que la luz y el fuego volverán a ser protagonistas.