MARE y representantes de autónomos y PYMES alcanzan un principio de acuerdo sobre las condiciones de uso de los Puntos Limpios

MARE y representantes de COERCAN y el colectivo de jardineros han alcanzado esta mañana un principio de acuerdo sobre la nueva Orden que regulará las condiciones de uso de los Puntos Limpios, por parte de empresas y profesionales autónomos. Dicha Orden erradicará los usos irregulares, que comprometían la viabilidad de la red pública de gestión de residuos de origen doméstico, además de evitar el cobro al ciudadano de residuos gestionados gratuitamente.

 

El consenso en las líneas básicas de utilización de la red ha sido alcanzado en el encuentro mantenido esta mañana por el consejero de Medio Ambiente, Francisco Martín, y los directores generales de MARE y Medio Ambiente, Rafael Canales y Javier García Oliva, respectivamente, con el secretario general de COERCAN, Gonzalo Cayón, y José Ignacio Rodríguez, Salvador Vicente y Luis González, además de representantes del gremio de servicios de jardinería. Asimismo, el principio de acuerdo incorpora los resultados de contactos previos con otros colectivos concernidos, como los empresarios del mueble.

 

Como características principales, la Orden reguladora garantizará que los residuos de empresas y autónomos admitidos en los Puntos Limpios tienen un origen doméstico, es decir, son el resultado necesario del servicio prestado a un particular (restos de podas, material fruto de pequeñas obras de reforma o muebles y electrodomésticos, por ejemplo).

 

Esta garantía se obtiene a través de dos vías. Por un lado, el nuevo marco de control – además de reglar los tipos de residuos admisibles – limitará la cantidad máxima diaria por usuario autónomo y empresarial, con topes equivalentes a los vigentes para particulares, que no sufren modificaciones. Por otro, los vehículos rotulados o de tipo industrial que pretendan acceder a los Puntos Limpios habrán de cumplimentar un documento en el que figurará el nombre de la empresa o profesional, su número de identificación fiscal y la firma y DNI del ciudadano al que se ha prestado el servicio, en el origen del residuo.

 

El documento citado evitará – a su vez – prácticas de cobro fraudulento a particulares, ya que certificará que no les ha sido cobrada la gestión de los residuos que se depositarán. De este modo, se evitará el lucro indebido por un servicio que MARE, adscrita a la Consejería de Medio Ambiente, presta de forma gratuita. Tras la entrevista, los propios miembros de la plataforma y de COERCAN han reconocido este “mal uso” de los Puntos Limpios, aunque consideraban una injusticia “que por culpa de unos pocos tengamos que pagar los demás”.

 

Hoja de ruta

 

El acuerdo descrito se concreta en una hoja de ruta que concluirá con la redacción de la nueva Orden reguladora, en el plazo aproximado de un mes. Previamente, MARE remitirá el modelo de documento de certificación del origen doméstico del residuo a los colectivos interesados, en los próximos quince días.

 

A partir de la entrada en vigor de la orden, calificada por el director general de MARE como “estado intermedio”, comenzará un periodo de análisis dirigido a obtener una fotografía de los usos no particulares de los Puntos Limpios en Cantabria. Por espacio de un año, se evaluarán las cantidades y frecuencias de utilización, tipos de residuos y actividades generadoras de los mismos. El objetivo es el de identificar los usos de la red desligados de servicios al ciudadano y, por tanto, puramente lucrativos y que, en palabras de Rafael Canales, “no han de ser gestionados desde el sector público y de forma gratuita”.

 

Derechos del ciudadano

 

Martín y Canales han coincido en destacar “la garantía de los derechos del ciudadano, preservando la viabilidad de la red de Puntos Limpios y protegiéndole de cobros indebidos”, como los aspectos fundamentales del entendimiento alcanzado.

 

34 instalaciones al servicio de los domicilios de los cántabros

 

La Red de Puntos Limpios de Cantabria está compuesta por 34 instalaciones fijas; dos puntos limpios móviles, que atienden a 45 ayuntamientos de la Comunidad Autónoma con 74 puntos de recogida, y un servicio de recogida de voluminosos y enseres.

 

Esta red de infraestructuras, implantada por la Consejería de Medio Ambiente y gestionada por MARE, ofrece así un servicio gratuito a los ciudadanos para la recogida y separación, según su tipología, de los residuos generados en los domicilios de Cantabria y que, por sus dimensiones o características, necesitan de una gestión específica que evite la contaminación del entorno.

 

A partir del pasado 11 de enero, MARE, con el consenso de sus trabajadores, ha modificado el horario de apertura de los puntos limpios durante la tarde para facilitar este servicio a los usuarios, de tal manera que estarán abiertas de martes a viernes, de 9:30 a 14:30 horas y de 16:00 a 19:00 horas, mientras que los sábados se abrirán de 9:00 a 14:30 horas. Los domingos y los lunes las instalaciones permanecerán cerradas.