Detenidos los presuntos autores de los robos en bares de Santander y otras zonas

Según informa la Policía Nacional, con la detención de tres individuos en la madrugada del pasado día 09, la Brigada Judicial del Cuerpo Nacional de Policía ha finiquitado la operación denominada “Garitos”, que se había iniciado en el pasado mes de noviembre como consecuencia del inusual incremento de los robos con fuerza perpetrados en horario nocturno, en establecimientos de hostelería de la ciudad de Santander, empleando siempre idéntico “modus operandi”, como era la fractura del bombín de la cerradura de la puerta de entrada del local. Las investigaciones se ampliaron también a hechos similares cometidos en establecimientos comerciales de Torrelavega y Laredo, si bien, en distinta franja horaria correspondiéndose con el cierre de los mismos entre la mañana y la tarde.

Hay que destacar las actuaciones llevadas a cabo por el Grupo de Policía Judicial de la Comisaría de Torrelavega y por la Guardia Civil de Laredo que aportaron datos fundamentales durante el transcurso de las investigaciones, que contribuyeron de forma decisiva en la plena identificación de los individuos y posterior detención de los mismos.
De esta manera dichas investigaciones se centraron en tres personas que utilizaban para efectuar sus desplazamientos un vehículo de la marca Nissan, modelo Sunny, que se encontraban domiciliados en la calle los Aguayos de esta ciudad.

Cuando los investigadores consideraron encontrarse en posesión de las pruebas necesarias para imputarles los hechos acaecidos y denunciados, establecieron un dispositivo conjunto con dotaciones de la Brigada de Seguridad Ciudadana, logrando las detención de los tres individuos que responden a las iniciales G.D.P., de 41 años; G.D. de 23 años y C.C., de de 32 años. En el momento de la detención se les intervino el vehículo sometido a investigación, así como una cizalla de 24 pulgadas, una barra de “uña”, alicates, tenazas, destornilladores, una llave de “pico loro”, pasamontañas, guantes, gorros y otros efectos empleados en la comisión de sus actos delictivos. En total, se les ha imputado la comisión de dieciséis robos con fuerza en Santander y Torrelavega, así como los perpetrados en Laredo. Los detenidos, que carecían de antecedentes, fueron puestos a disposición judicial.