FAPA Cantabria muestra su “desconcierto y malestar” por la destitución del consejero Ramón Ruiz

-FAPA valora el carácter dialogante de Ramón Ruiz pero recuerda que su mandato tuvo “luces y sombras”

La Federación de Asociaciones de Madres y Padres del Alumnado de Cantabria (FAPA) ha mostrado este martes su “desconcierto y malestar” tras conocerse la destituión del consejero de Educación Ramón Ruiz y las ‘imprevisibles consecuencias que pueda tener en el correcto discurrir del nuevo curso lectivo’.

FAPA no entra a valorar ‘decisiones internas de partido’, pero muestra su ‘preocupación y estupor como la educación se convierte en un arma arrojadiza’.

“Desconocemos si se han tenido en cuenta las repercusiones que esta decisión puede tener a dos días del comienzo del nuevo curso lectivo, o si se ha valorado la situación en la que ahora quedan los equipos directivos, docentes, familias y alumnos de nuestros centros educativos”, apunta FAPA en un comunicado.

“Queremos, asimismo, señalar que el periodo en el que Ramón Ruiz y su equipo dirigieron la Consejería de Educación ha sido una época de luces y sombras, no alcanzándose los compromisos firmados con la propia FAPA que esperamos sí llegue a cumplir el nuevo equipo entrante”, señala el colectivo.

FAPA ha valorado el carácter ‘dialogante de Ramón Ruiz con las familias, cosa inédita en consejeros anteriores, así como su capacidad para dar la cara ante los problemas planteados desde FAPA Cantabria’.

“Desde FAPA Cantabria volvemos a reiterar nuestro compromiso por una educación pública, integradora, laica y de calidad, preceptos que confiamos sean los mismos que los del nuevo equipo que se sitúe al mando de la Consejería de Educación”.