Los sindicatos del sector público proseguirán con los “viernes negros” hasta noviembre

  • La plataforma de 15 organizaciones sindicales amplía el calendario de movilizaciones con una concentración el miércoles 12 de septiembre

Los sindicatos del sector público en Cantabria proseguirán con las concentraciones de protesta que se vienen celebrando todos los viernes en los denominados “viernes negros”, a las 11 horas y a las 12,30 horas en la sanidad, durante el mes de septiembre y en octubre, según precisó hoy el secretario general de la Federación de Servicios Públicos (FSP) de UGT, Juan Carlos Saavedra.

Saavedra aclaró que la continuidad de los “viernes negros” se decidió en una reunión de las 15 organizaciones sindicales del sector público integradas en la plataforma cántabra en contra de los recortes decretados por el Gobierno de España (UGT, CCOO, CSIF, SUP, ANPE, STEC, UFP, ATI, TU, SUAT, UniónGC, AUGC, USO, SATSE y SIAT).

El portavoz de UGT agregó, en la concentración de protesta de hoy ante la Delegación del Gobierno, que todos los sindicatos de la plataforma “haremos también un último esfuerzo para potenciar la manifestación convocada en Madrid el próximo 15 de septiembre”, de la que auguró “será un éxito y una respuesta multitudinaria a la política del Gobierno”.

Además, las organizaciones sindicales cántabras tienen previsto secundar la jornada de protesta de ámbito nacional convocada en el sector público el miércoles 12 de septiembre con una nueva concentración de protesta ante la Delegación del Gobierno, a las 12 horas.

Saavedra precisó al respecto que “en la movilización del 12 de septiembre se intentará hacer llegar al delegado del Gobierno un manifiesto elaborado de manera conjunta por todos los sindicatos en defensa de lo público”.

El sindicalista matizó que el 18 de septiembre los sindicatos de las distintas administraciones públicas en Cantabria se volverán a reunir, cinco días después de que lo haga la plataforma nacional creada por el mismo motivo en Madrid, “para ultimar el calendario de movilizaciones para el otoño”, donde se baraja “la opción de manifestaciones sectorializadas”.